La UE aprueba un ambicioso paquete de medidas contra el cambio climático

 

ACUERDO EN BRUSELAS

 

La UE aprueba un ambicioso paquete de medidas contra el cambio climático

 

 

  • Los Veintisiete recortarán sus emisiones de gases un 20% antes de 2020
  • El 20% de la energía que se consuma será de origen renovable
  • El 10% de los carburantes usados en el transporte serán renovables para 2020
  • El presidente Sarkozy subraya el "carácter histórico" de la decisión

El presidente francés y de turno de la UE, Nicolas Sarkozy, durante la rueda de prensa final del Consejo Europeo. (Foto: REUTERS)

 

Actualizado viernes 12/12/2008 14:45

 

ELMUNDO.ES | AGENCIAS

BRUSELAS.- La Unión Europea ha aprobado un ambicioso conjunto de medidas para combatir el cambio climático, después de un año de intensas negociaciones, que coloca a la UE a la cabeza de la lucha contra el calentamiento global.

 

Las medidas permitirán a la Unión cumplir antes de 2020 con sus compromisos de recortar las emisiones de dióxido de carbono (CO2) en un 20%, mejorar la eficiencia energética en otro 20% y que el 20% de la energía que consume proceda de fuentes renovables.

 

El compromiso final se basa en reforzar la solidaridad con los países de ampliación para ayudarles a recortar las emisiones. La UE también mantiene su compromiso de que el 10% de los carburantes utilizados en el transporte sean renovables para 2020.

 

El mayor obstáculo para lograr un compromiso fue convencer a los países de la ampliación de aceptar los recortes de emisiones teniendo en cuenta que sus industrias son mucho más contaminantes que las de los nuevos socios. También hizo falta vencer las reticencias de Italia, que amenazaba con vetar el paquete por su impacto económico en un momento de crisis.

 

Con este resultado, que todavía debe ser ratificado por el Parlamento Europeo, la UE pretende mantener su posición de liderazgo internacional en la lucha contra el cambio climático y dar un impulso a las negociaciones para lograr un acuerdo mundial en Copenhague a finales de 2009.

 

El presidente francés y de turno de la UE, Nicolas Sarkozy, ha subrayado el carácter "histórico" de la decisión. "No hay un continente en el mundo que se haya dotado de reglas tan estrictas", ha asegurado en la conferencia de prensa final de la cumbre de la Unión Europea.

 

Sarkozy ha señalado que los compromisos "son los mismos" salvo que se han adoptado algunas medidas de flexibilidad en favor de países del centro y el Este de Europa muy dependientes del carbón y que podrían sufrir consecuencias económicas negativas.

 

Zapatero celebra el acuerdo

Por su parte, el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, ha declarado que "nos felicitamos del acuerdo alcanzado", destacando que "no era fácil", y recalcando que "es un buen acuerdo para España".

 

Zapatero también ha enfatizado que el paquete de medidas "sienta las bases para la reducción a largo plazo de la dependencia energética" y "es compatible con el desarrollo y la competitividad de nuestra industria".

 

En definitiva, Zapatero considera que se trata de "un acuerdo con sentido económico, medioambiental, ético y justo", que además "representa una importante oportunidad para desarrollar la industria española de energías renovables, ya que contamos con empresas que son líderes mundiales".

 

Las medidas para lograr la reducción de emisiones establecen que las industrias empezarán a pagar por los derechos de emisión que hasta ahora recibían gratis. Los ingresos de las subastas de permisos irán a parar a las arcas nacionales y se establece un mecanismo de solidaridad para destinar parte de ese dinero a los países más pobres de la Unión.

 

Además, los sectores más contaminantes, cubiertos por el sistema europeo de comercio de emisiones (ETS, por sus siglas en inglés), tendrán que recortar sus emisiones en un 21% con respecto a 2005. El resto de sectores -como el transporte y la vivienda- deben hacerlo en un 10% frente a las de 2005.

 

Para evitar que los sectores muy contaminantes, más perjudicados por la subasta de derecho de emisión, se lleven sus fábricas fuera de la UE, se prevé conceder un 100% de los derechos de emisión gratis a aquellos que sobrepasen unos umbrales concretos.

 

El ministro francés de Desarrollo Sostenible, Jean-Louis Borloo ha declarado que "es una decisión histórica: por primera vez, hemos acordado impulsar un verdadero cambio por el bien del planeta con un sistema muy preciso y operativo de restricciones. Se trata de una señal muy positiva: hemos pasado de las declaraciones políticas a la acción".

 

 

 

 

 

Esta entrada fue publicada en Medio ambiente. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s